close
Wolters-Kluwer-sepa-fase-final

SEPA es el acrónimo en inglés de Zona Única de Pagos en Euros (Single European Payments Area), el área en la que se pueden efectuar pagos y cobros en las mismas condiciones.

Si bien la fecha límite para la migración a SEPA fue el 1 de febrero de 2014, el Estado Español estableció una prórroga hasta febrero de 2016 para los llamados “productos nicho”. Estos productos son instrumentos de pago con características específicas: anticipos de crédito (cuaderno 58), recibos girados a través del cuaderno 32 y los recibos en papel o no domiciliados.

Así pues, las empresas deben tener en cuenta que no se aceptarán los productos nicho (c58, c32, recibos en papel o no domiciliados) con un vencimiento igual o superior a 1 de febrero de 2016. En su lugar se tiene que utilizar el formato SEPA, ya sea BÁSICO (para pagos entre particulares y empresas) o B2B (para empresas o autónomos, no consumidores), en XML. La ley exime a los particulares y algunas micropymes a tener que generar ficheros XML.

Adaptarse a los nuevos requisitos de SEPA puede ser muy fácil si se dispone de un programa de gestión adaptado, por lo que es recomendable comprobarlo con vuestro proveedor.

También es necesario tener en cuenta que con SEPA BÁSICO se debe tener una orden de domiciliación firmada por el cliente, mientras que con SEPA B2B es necesario conseguir una nueva orden de domiciliación.

Extracto de la “Guía Breve sobre SEPA: Fase Final”, editada por Wolters Kluwer | A3 Software.

¡Descárgatela gratuitamente siguiendo este enlace!

Tags : SEPAWolters Kluwer|A3Software

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR