close
vuelta-al-trabajo-doiser

Todos coincidimos que la vuelta al trabajo es dura, tanto a nivel físico como psicológico. Después de unos días en la playa, en la montaña o en la ciudad sin trabajar ni pensar en horarios, cuesta volver a la rutina. Sin embargo, septiembre no da tregua y a mediados de mes prácticamente todos los trabajadores están de vuelta y toca ponerse manos a la obra para afrontar el nuevo curso. ¿Qué hay que tener en cuenta para que el mes de septiembre sea lo más productivo posible?

La vuelta al trabajo en septiembre

Suele pasar que volvemos de las vacaciones y no sabemos por dónde empezar. Para ello, lo primero es analizar dónde estamos y qué dirección seguir. Cuando tengamos esto claro, deberemos agrupar las acciones a llevar a cabo en función de su importancia e ir abordándolas poco a poco.

Una vez que hayamos hecho estas tareas que estaban acumuladas de las vacaciones, tendremos que establecer bien los objetivos a seguir los próximos meses. Es necesario dar el último empujón para que los resultados al final del ejercicio sean óptimos.

Igualmente, septiembre es el momento de retomar las relaciones con clientes, proveedores y contactos empresariales. Después de semanas e incluso meses sin ningún tipo de contacto, conviene hacer algún tipo de comunicación para fortalecer las relaciones con los compromisos dentro de la compañía.

El momento de poner en marcha las acciones para Navidad

Pese a que los termómetros todavía nos dicen que estamos en verano, septiembre es el mes en el que muchas empresas deben comenzar a pensar en las fiestas navideñas.

Por un lado, para muchas compañías la campaña de Navidad aglutina una gran parte de las ventas del año. Por ello, no hay que esperar más para pensar en las acciones que se van a llevar a cabo.

Por otro lado, aunque hay empresas para las que la Navidad no supone un aumento significativo de su facturación, sí que la aprovechan para realizar determinades acciones como regalar cestas de Navidad a sus clientes, proveedores, socios o trabajadores. En este sentido, conviene no dejar todo para el último momento si no queremos terminar recurriendo siempre a las clásicas cestas de mimbre de Navidad, que ya no sorprenden a nadie. Por ello, es el momento perfecto para pensar a quién vamos a realizar estos regalos, el presupuesto que vamos a destinar a ellos y comezar a pedir catálogos y tarifas.

¡Esperamos que la vuelta al trabajo no se haga muy dura!

Artículo realizado por Juan Manuel Zuheros, CEO de GODEA

Puedes disfrutar de todos los productos que te ofrece Godea con hasta un 20% de descuento en Doiser, un detalle diferente y de calidad para tus regalos corporativos y de empresa.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR